Fabada asturiana, o simplemente fabada, es el cocido tradicional de la cocina asturiana elaborado con alubias blancas (en asturiano, fabes), embutidos como el chorizo y la morcilla, y con cerdo. Es un plato típico de Asturias (el plato regional más conocido de la región asturiana), pero su difusión es tan grande en la península ibérica, que forma parte de la gastronomía de España más reconocida; se considera según ciertos autores en una de las diez recetas típicas de la cocina española. Es un plato con un volumen alto en calorías y grasa por lo que se sirve caliente a mediodía. Su alta cantidad de calorías suele hartar a los comensales (provocando lo que se denomina en asturiano una «fartura«).

La nuestra está deliciosa, y por si no te lo crees aquí te dejamos la receta, ¡para que se te haga la boca agua! Puedes consultar los alérgenos de nuestro nuevo menú de Platos de cuchara al final de la receta.

RECETA DE LA FABADA ASTURIANA

INGREDIENTES (4 PERSONAS):

  • Fabes asturianas 750 g.
  • 2 morcillas asturianas ahumadas
  • 2 chorizos asturianos ahumados
  • Lacón (o jamón serrano poco curado) 300g.
  • 1 trozo de tocino entreverado
  • 1 hueso de jamón
  • Unas hebras de azafrán
  • Sal al gusto

ELABORACIÓN:

  1. La noche anterior ponemos en remojo de agua fría el lacón y las judías en sendos recipientes. Al día siguiente ponemos el lacón y el hueso de jamón en el fondo de una cazuela generosa, colocamos las fabes encima y cubrimos de agua.
  2. Lo llevamos a ebullición con la cazuela destapada. Espumamos bien y cocemos unos cinco minutos.
  3. Tostamos ligeramente las hebras de azafrán en una sartén y las majamos en un mortero, agregamos algo de líquido de las fabes para desleírlo y lo agregamos a la cazuela. Añadimos también los embutidos por encima.
  4. Con el fuego al mínimo y la cazuela tapada cocemos la fabada a fuego muy lento. Durante la primera media hora vigilaremos cómo va el agua y asustaremos las fabes un par de veces con algo de agua fría.
  5. Cocemos entre dos y tres horas, dependiendo de la calidad de las fabes. Cuando empiecen a absorber el agua hay que reponerla, siempre con agua fría. No se debe remover con ningún utensilio, para evitar romper las fabes, solo meneando la cazuela.
  6. Cuando las fabes estén tiernas apagamos el fuego y dejamos reposar la fabada tapada, por lo menos media hora.
  7. Para servir la fabada sacamos el compango a una fuente y lo troceamos, para que los comensales se puedan servir cómodamente.

Desde el 11 de febrero podrás disfrutar de la famosa Fabada Asturiana en todos nuestros restaurantes de Granada y Málaga, y desde el 12 en Madrid.

Pidiendo nuestro menú de fabada asturiana podrás disfrutar en primer lugar  de un exquisito Paté de cabrales con mermelada de pimientos del piquillo. A continuación se servirá la Fabada asturiana que sin duda no te dejará indiferente.  Finalmente podrás disfrutar de uno de nuestros maravillosos postres de la casa, aunque en esta ocasión además te traemos para este menú un postre excepcional como es la Cuajada de requesón.

Reserva tu mesa y disfruta.

*Alérgenos:

  • Paté de cabrales: leche y derivados lácteos
  • Mermelada de pimientos del piquillo: apio y sulfitos
  • Fabada Asturiana: no contiene alérgenos
  • Cuajada de requesón: contiene leche, derivados lácteos y frutos secos